Category Bicicletas
Ruta por los edificios modernistas de Barcelona

Una ruta modernista por Barcelona en bici es una forma inmejorable de conocer la ciudad y su historia. Y es que, este movimiento artístico influyó en gran medida en el desarrollo de la urbe a finales del siglo XIX y principios del XX.

Si piensas que la arquitectura modernista se limita a la Pedrera o la Sagrada Familia es porque aún te queda mucho por descubrir en la Ciudad Condal. Desde Kleta te animamos a que realices la ruta de la mano de nuestra suscripción de bici en Barcelona, con la que podrás tener tu propia bici mecánica, eléctrica o plegable.

Lista de edificios modernistas en Barcelona

En esta selección de edificios modernistas en Barcelona incluimos ocho de las propuestas más conocidas, pero, si te adentras en la ciudad, podrás comprobar que este estilo arquitectónico es una importante seña de identidad catalana. No te pierdas estos lugares que te impresionarán por su belleza.

Basílica de la Sagrada Familia

La arquitectura modernista de Barcelona tiene como gran emblema la Basílica de la Sagrada Familia, una obra de Gaudí que está declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Se trata de un edificio imponente que acumula cientos de detalles en su decoración y que sorprende por la apariencia ligera y estética de sus columnas.

Está previsto que las sempiternas obras finalicen en 2026, justo un siglo después de la muerte de Gaudí. Igualmente, cada día visitan este complejo miles de personas que quedan impresionadas por su belleza. Sin duda, es el edificio modernista de Barcelona de referencia para locales y turistas.

Hospital de Sant Pau i de la Santa Creu

Otro de esos rincones imprescindibles dentro de la ruta modernista de Barcelona en bici es el Hospital de la Santa Creu y Sant Pau. Actualmente se denomina Recinto Modernista de Sant Pau y su visita es obligada por tratarse del complejo arquitectónico de este estilo más grande en Europa.

Comenzó a construirse a principios del siglo XIX, utilizando como origen el Hospital de la Santa Creu que fue fundado en 1401. Las obras se prolongaron durante once años, y en ese tiempo se levantaron cerca de 20 edificios muy singulares.

Lugares incluidos en la ruta modernista de Barcelona

Pedrera – Casa Milà

La Pedrera o Casa Milà es otro de esos edificios imprescindibles en la lista de edificios modernistas en Barcelona. Es obra de Antoni Gaudí y fue construida entre 1906 y 1912. Este complejo es un edificio de viviendas que está declarado Patrimonio de la Humanidad. Es otro de los lugares más visitados en la ciudad, tanto de día como de noche, y en su interior se desarrollan numerosas actividades culturales.

Palau de la Música Catalana

El Palau de la Música Catalana se concibió como la sede del Orfeón Catalán. Es obra del arquitecto Domènech i Montaner y su conjunto es un ejemplo de las diversas técnicas que se aplicaban en este estilo artístico. El palacio está sustentado sobre una estructura metálica recubierta de vidrio, que se levanta sobre hormigón armado. De hecho, es el primer edificio en la ciudad construido con este material. Asimismo, es considerado Patrimonio de la Humanidad.

La Casa de les Punxes

La Casa de les Punxes se conoce también como Casa Terrades. Es uno de los edificios clave en la ruta modernista de Barcelona en bici por su belleza. Fue construida en 1905 y es obra del arquitecto Puig i Cadafalch, que intentó emular un castillo medieval de estilo gótico. El sobrenombre de punxes es por sus cuatro torres con aguja en forma cónica de color rojo. No se puede visitar por dentro porque es un edificio de viviendas privadas, pero te encantará su fachada.

Casa Batllò

Otra de las joyas de la ciudad es la Casa Batllò, la cual forma parte de la denominada Manzana de la Discordia del Paseo de Gracia. Fue remodelada por Gaudí a partir de 1904, y algunos visitantes la conocen como la casa de los huesos o de los bostezos por la característica forma de sus balcones.

Este edificio es uno de los más visitados por los turistas y uno de los elementos que más llama la atención es el dragón que hay en el techo, un animal mitológico por el que el arquitecto sentía plena devoción. Te recomendamos que también visites su interior; su arquitectura modernista te encantará.

Arquitectura modernista de Barcelona

Casa Vicens

La ruta modernista de Barcelona en bici tiene como gran protagonista a Gaudí, y la Casa Vicens es una de sus obras más relevantes por su significado. Y es que, este edificio fue el primer proyecto que se materializó del arquitecto. Data del año 1883 y su aspecto más destacable son los coloridos azulejos de su fachada. De hecho, las piezas de cerámica que se encontraban deterioradas fueron restauradas en 2017. Precisamente fue a finales de ese año cuando se abrió al público para que pudiera ser visitada.

Casa Padua

La última recomendación en nuestra lista de edificios modernistas en Barcelona para conocer con Kleta es la Casa Padua. Es el edificio menos conocido de esta selección, pero su belleza sorprende a todos los que lo observan. Es una casa de pequeñas dimensiones ubicada cerca de Lesseps. Está pintada en color verde pastel y granate con decoraciones que recuerdan a la naturaleza, a un jardín. Fue construida en el año 1903 por el arquitecto modernista Jeroni Ferran Granell i Manresa, quien también tiene otras obras como la Casa Elisa Bremon Espina, las Casas Antoni Par o la Casa Granell III.

¡Disfruta del modernismo en Barcelona!

Esta lista podría ser mucho más amplia, pues este estilo arquitectónico y artístico fue un impulso para el desarrollo de la ciudad. Para empezar, te recomendamos que cojas tu bicicleta y empieces por ocho de los lugares más representativos. Planea tu ruta modernista por Barcelona en bici y descubre todo lo que la ciudad tiene para ofrecerte. Por el carril bici llegarás de un lado a otro en tan solo unos minutos. ¡A pedalear!